You are currently viewing Ingeniería Gastronómica. Cocinas Hechas por Encargo

Ingeniería Gastronómica. Cocinas Hechas por Encargo

La Importancia de Actualizar los Equipos de Cocina

Las cocinas hechas por encargo son cada vez más apetecidas en el mundo gastronómico. Las necesidades de cada restaurante son distintas y la industria de suplementos y equipos para cocinar debe adaptarse a los constantes cambios. 

Si hay un negocio que nunca va a desaparecer es el de los restaurantes. Sin importar la época de la que hablemos o el contexto económico, la gente siempre va a necesitar comer y ganar tiempo (en la actualidad también pesa mucho la comodidad). Estos tres elementos se sintetizan en la concreta figura, pero a la vez amplia, del restaurante. 

Pocas industrias dan tanto empleo y ocupan un espacio tan relevante en la cultura local como los servicios de alimentos. A fin de cuentas, la figura del restaurante ha mutado mucho, sin que esto signifique que haya dejado de existir en sus formas y diseños más clásicos. El consumidor moderno busca satisfacer sus deseos y, mientras estos sean variados, los restaurantes continuarán siendo multifacéticos. 

En Ingeniería Gastronómica conocemos los retos que implica diseñar una cocina que se ajuste a las necesidades de un negocio gastronómico. Trabajamos con restaurantes de todo tipo y sabemos construir cocinas que resuelven problemas y facilitan oportunidades. 

cocinas hechas por encargo

Cocinas Hechas por Encargo: Adaptabilidad en Insumos para Restaurantes

Desde pequeñas cocinas que atienden exclusivamente deliveries, hasta enormes restaurantes con imponentes buffets, la idea contemporánea de la comida es tan diversa como compleja. Pero en el fondo de todos estos modelos de negocio siempre hay una verdad ineludible; todos los restaurantes necesitan una cocina. 

La única constante desde hace siglos es que para cocinar algo determinado vas a necesitar los elementos correspondientes. Esto quiere decir contar con los utensilios necesarios para cocinar lo que vendes y poder repetir el proceso de forma continua. Eventualmente, las recetas dependen tanto de los utensilios como del cocinero.  

Cocinas Adecuadas a la Modernidad

El concepto de cocina ha tenido muchas definiciones a lo largo del tiempo, pero en sí su función es una; permitirle a los cocineros concretar sus recetas. Diciéndole así suena muy simple, pero todos sabemos la diferencia entre un buen plato y uno malo. A veces, desconocemos que la calidad del producto se puede deber a una cocina en mal estado o que no esté adecuada al espacio del restaurante. 

Lo que pasa es que, debido a los múltiples cambios en el rubro alimenticio, las cocinas se han modificado en su morfología. El mundo de los restaurantes tiene que adaptarse a los controles sanitarios, regulaciones estructurales y la demanda del público. Todos estos elementos tienen una cosa en común: pasan y dependen de la cocina. 

Ingeniería Gastronómica. Cocinas hechas a la medida 

El estándar de cocina internacional es bastante simple. Hay una serie de reglas que deben cumplirse para pasar los controles sanitarios y unos requerimientos a nivel funcional, que se manejan con base a la demanda de clientes. 

Pero más allá de eso, hay elementos que tal vez no se tienen en cuenta al momento de buscar una cocina para tu negocio. Tener una cocina y equipos de avanzada, como los provistos por Ingeniería Gastronómica, te garantiza sendos beneficios que se extienden a largo plazo. 

1. Los equipos serán de alta duración y sostendrán el rendimiento 

Una cocina hecha sin una debida planificación, es decir, sin una organización de inventario, va a presentar fallas rápidamente. Mientras más especializados los equipos, mayor va a ser el rendimiento de la cocina. Las cocinas sin equipos capaces de agilizar procesos y de cumplir tareas específicas van a tardar más tiempo en producir productos de peor calidad. 

Incluso los utensilios de cocina baratos no tienden a ser económicos. Cuchillos que no afilan correctamente u hornos que no calientan debidamente, implican gastos en manutención. Un anafe que falle puede significar un día entero sin trabajo y en el mundo gastronómico eso es inadmisible.

2. El diseño de las cocinas alcanza el factor ergonómico 

La pieza fundamental de un negocio gastronómico no puede estar acomodada a la ligera. Las cocinas modernas pueden tener mayor ingeniería en su diseño que la mayoría de viviendas. El trabajo detrás de las alineaciones eléctricas, soporte de los aparatos de cocina y el plan de uso es cada vez más preciso. 

La ergonomía es un concepto que domina al diseño desde la década de los 60s. La comodidad no es solo una sensación, también es un elemento que facilita el flujo de trabajo, el desplazamiento entre los espacios y la capacidad de sostener un cronograma con la mayor precisión. 

El emplazamiento, diseño y anclaje de las piezas de una cocina hecha a medida serán infinitamente superiores a una que se arma por default. 

3. Sistemas de Seguridad Eléctrica y Anti incendios 

Las cocinas son lugares en los que acontece un ajetreo intenso. Igualmente, el ritmo de trabajo es parecido al de una fábrica. Hablamos de un espacio en donde se manipulan cientos de herramientas que, en manos inexpertas, pueden representar un riesgo. 

Imagínate una cocina que no esté creada en función de prevenir los incendios o que no tenga equipos construidos para neutralizar cualquier descarga eléctrica. En las cocinas la gente está yendo de un lado al otro constantemente y el foco de atención no está (ni debería estar) en el correcto funcionamiento de los mecanismos de seguridad. 

Las cocinas son el último lugar en donde querés que algo salga mal. Una pequeña flama puede expandirse rápidamente. Pensá en toda la cantidad de grasas, chispas y demás elementos que se entremezclan y actúan al momento de preparar un plato.

4 . Calidad de los productos aumenta 

Una cocina de avanzada es capaz de encargarse de servir como área de almacenamiento de alimentos, al igual que como espacio de cocina y distribución. Mientras mejor distribuidas estén estas áreas, pero más cerca estén, mejor será el rendimiento. La reducción de tiempo entre un estado congelado a fresco es primordial a la hora de conseguir el sabor fresco de productos cárnicos y vegetales. 

5. Satisfacción del personal 

Una cocina apretada, sin sistemas de extracción y ventilado, es una receta para el desastre. Esto va más allá de cualquier noción de seguridad. Las cocinas estrechas e imprácticas generan ambientes incómodos, apretujados y estresantes. Tener que trabajar en un medio del calor y de la estrechez va a impedir que el personal le entregue la debida atención a la preparación de las comidas.

Un personal apretujado es más propenso a cometer errores y a estresarse. Estos factores inciden en las fallas protocolarias de seguridad y son un elemento que propicia los accidentes laborales.

6. Reutilizabilidad 

La noción de construcción de espacios ha experimentado grandes avances y entre ellos entra en juego el concepto de reacomodar y reconfigurar mediante el uso de sus partes. Básicamente, ver si la cocina puede readaptarse a un uso futuro y si sus distintos componentes pueden ser transportados y adoptarse a un nuevo estilo de trabajo.

Resulta que abordar la concepción de un espacio de trabajo desde sus partes es mucho más conveniente que hacerlo holísticamente. 

Los elementos de cocina de Ingeniería Gastronómica están compuestos de distintas secciones desmontables y se pueden transportar de un lugar a otro con ayuda de sistemas internos de anclaje. Con esto se pueden ajustar a distintos lugares tan rápidamente como si se tratara de instalar distintos termotanques. 

Ingeniería Gastronómica: Equipos modernos para cocinas industriales 

Hablar de restaurante es sinónimo de hablar de cocinas. Cuántos lugares no vemos que les va bien, incluso teniendo un diseño de mesas y de comedor relativamente rústico. Si la cocina está bien organizada y cuenta con las herramientas adecuadas, al negocio le cerrarán las cuentas. 

Contratar un servicio de adaptación y suplemento de cocina garantiza la estabilidad y generaliza la calidad de los productos. Lograr sostener un sabor no solo se consigue mediante un gran cocinero; ellos precisan trabajar con los mejores aparatos, en un lugar que les resulte agradable.

Para más información, no dudés en comunicarte con los expertos. Ellos te asesorarán en todo el proceso de evaluación, instalación y mantenimiento de equipos para la cocina. 

Ingeniería Gastronómica; revolución en diseño industrial en equipamiento gastronómico